Babylon Radio Celebrating Cultures, Promoting Integration

Adopción y acogimiento de menores

La adopción es el proceso mediante el cual un niño pasa a ser miembro de una nueva familia. Crea una relación permanente y legal entre los padres adoptivos y el niño.

En los últimos años, la adopción y el acogimiento en Irlanda se han convertido en algo cada vez menos común y ahora muchos padres potenciales miran al extranjero para adoptar a un niño. Este proceso se llama adopción internacional.

Si deseas adoptar a un niño, ya sea en Irlanda o en el extranjero, el primer paso a dar es contactar a la Sociedad de Adopciones Registradas (Registered Adoption Society) o a tu oficina local de la Administración de Servicios de la Salud (HSE).

Si eres apto, has completado una evaluación detallada de tu aptitud para adoptar, eres aceptado por una agencia de adopción y te asignan a un niño con éxito, se enviará una solicitud para obtener una orden de adopción (Adoption Order) al Consejo de Adopción (Adoption Board), un cuerpo reglamentario independiente, y el éste procesará la solicitud de adopción y expedirá una orden de adopción en el curso debido. Si estás adoptando desde el extranjero, el proceso será más largo.

Ya que la adopción es un proceso legal complejo, es aconsejable estar al tanto de las bases de la ley de adopción.

Solo las sociedades de adopciones registradas y las áreas de la Administración de Servicios de la Salud (HSE) tendrán derecho a poner a un niño en adopción.

Una orden de adopción asegura legalmente la colocación del niño en una familia adoptiva. El niño es considerado legalmente como hijo de los padres adoptivos, como si hubiera nacido en esa familia. La adopción legal es permanente.

Todas las solicitudes de orden de adopción se envían al Consejo de Adopción.

La ley que permite la adopción de huérfanos y niños nacidos fuera del matrimonio (incluyendo, en ciertas circunstancias, los niños cuyos padres naturales posteriormente se han casado el uno con el otro). En casos excepcionales, la Corte Suprema (High Court) puede autorizar la adopción de aquellos niños cuyos padres hayan fracasado en su deber de cuidar de ellos (esto puede incluir a niños nacidos dentro del matrimonio).

¿Quiénes pueden adoptar?

En Irlanda, para poder adoptar a un niño, tienes que ser mayor de 21 y residente del estado. Cuando el niño está siendo adoptado por una pareja casada y uno de ellos es la madre o el padre o un pariente del niño, solo uno de ellos tiene que haber alcanzado los 21 años de edad.

Las siguientes personas son aptas para adoptar:
  • Una pareja casada que vive en conjunto
  • Una persona casada sola. Su cónyuge debe dar su consentimiento a no ser que la pareja no esté conviviendo y estén separados bajo un decreto de la corte o una separación de hecho, o el cónyuge haya abandonado al padre o madre adoptivo prospectivo o la conducta del cónyuge ha resultado en que el padre o madre adoptivo prospectivo, con causa justificada, haya dejado a su cónyuge,
  • La madre, padre o pariente del niño (pariente queriendo decir un abuelo, hermano, hermana, tío o tía del niño y/o el cónyuge de dicha persona, la relación con el niño se trazaría a través de la madre o el padre)
  • Una viuda o viudo
  • Un solicitante que no está dentro de ninguna de las categorías anteriores podría adoptar solo si el Consejo de Adopción está satisfecho de que, en las circunstancias particulares del caso, sea conveniente. No sería posible para dos personas que no están casadas adoptar de forma conjunta.

No hay límites de edad máxima legales para padres adoptivos, pero la mayoría de agencias solicitan el suyo propio.

Consentimiento

El consentimiento del padre/madre/tutor del niño para la adopción es un requerimiento legal. Si el niño nace fuera del matrimonio, y el padre no tiene derechos de custodia, solo se necesita el consentimiento de la madre. Bajo la Ley de Adopción (Adoption Act) de 1998, sin embargo, los padres naturales son consultados (cuando es posible) sobre la adopción de sus hijos. En situaciones en las que los padres no están casados y el padre no tiene derecho de custodia, su consentimiento no es necesario para la adopción. No obstante, el consentimiento del padre es necesario si se casa con la madre después del nacimiento del niño o si es designado tutor o se le concede la custodia del niño por una orden judicial.

La madre, el padre (cuando es tutor) u otros tutores legales tienen que dar un consentimiento inicial o acuerdo de poner al niño en adopción a una Sociedad de Adopciones Registradas. Después, él o ella tiene que dar su consentimiento para la expedición de una orden de adopción. Este consentimiento puede ser retirado en cualquier momento antes de que se expida la orden de adopción.

Si la madre se niega a consentir o retira el consentimiento que ya se ha dado, los padres adoptivos podrían solicitar a la Corte Suprema una orden. Si la corte está satisfecha de que es por el beneficio del niño, expedirá una orden dando la custodia del niño a los padres adoptivos por un tiempo específico y autorizando al Consejo de Adopción a prescindir del consentimiento de la madre para expedir la orden de adopción.

Si la madre cambia de parecer sobre la adopción antes de que se realice la orden de adopción, pero los padres adoptivos se niegan a renunciar al niño, entonces ella podría establecer procesos legales para que le sea devuelta la custodia de su hijo.

Cuando una orden de adopción es expedida, un nuevo certificado de nacimiento se obtiene para el niño. Aunque no es un certificado de nacimiento real, tiene el estatus de uno para fines legales. Tendría la fecha de la orden de adopción y los nombres y direcciones de los padres adoptivos y es similar en todos los aspectos a un certificado de nacimiento.

El procedimiento envuelto en la adopción de un niño es exhaustivo y requiere tiempo, por lo menos un año. Cuando hayas contactado a tuáreaa local de la Administración de Servicios de la Salud o la Agencia de Adopciones Registradas, serás invitado a asistir a una sesión informativa junto con otras parejas interesadas, para aprender en qué consiste el proceso de adopción. Si quieres proceder, puedes pedir que te sean enviados los formularios relevantes.

Evaluación

Las personas que deseen adoptar deberían solicitarlo a una de las sociedades de adopciones registradas (véase la información de contacto más abajo) o a su área local de la Administración de Servicios de la Salud (HSE). Mientras que existe un derecho reglamentario a evaluación para una adopción internacional, no existe tal derecho a ser evaluado para una adopción doméstica. Los solicitantes que son considerados por una agencia de adopción serán sometidos a una evaluación exhaustiva. Esta evaluación se realiza durante un periodo de tiempo, que puede durar desde 9 a 15 meses, a veces más. El propósito de esta evaluación es el de establecer la idoneidad de los solicitantes como prospectivos padres adoptivos. La evaluación la realiza uno de los asistentes sociales de la agencia. Ésta incluye un número de entrevistas y visitas a domicilio. Cuando la solicitud sea hecha por un matrimonio, habrán tanto entrevistas en conjunto como individuales. El asistente social debatirá tales áreas como relaciones anteriores y/o actuales, motivos para adoptar, expectativas sobre el niño y la capacidad de ayudar al niño a desarrollar su conocimiento y entendimiento sobre su origen natural. Todos los solicitantes son obligados a someterse a un examen médico.

Si estás planeando adoptar desde el extranjero, la evaluación también incluirá las cuestiones sobre el origen cultural del niño y posibles necesidades especiales que pueda requerir.

Informe

El asistente social prepara entonces un informe, el cual es mostrado ante el comité de la agencia o el comité de la HSE y se toma una decisión.

  • Si estás adoptando en Irlanda, no tendrás derecho a ver el informe
  • Si estás adoptando desde el extranjero, tu asistente social compartirá el contenido del informe contigo y eres libre de alzar cualquier cuestión que veas. Si el asistente social está de acuerdo, el informe puede ser modificado. Si el asistente social no está de acuerdo, tras mediación, puedes adjuntar un comentario escrito sobre el asunto de la disputa, el cual será enviado al comité. Tienes el derecho a recurrir las recomendaciones o decisión tomadas.
Adopción en Irlanda

Si tu solicitud ha sido aceptada, lo más probable es que tengas que esperar un largo tiempo antes de que se te ofrezca un bebé. Cuando se ofrece un bebé, la solicitud tiene que ser hecha al Consejo de Adopción, junto con tu historial médico, detalles personales y tres referencias. El Consejo de Adopción tiene la responsabilidad legal de autorizar colocaciones y regular las agencias. Un asistente social del Consejo te visitará dos veces antes de que la orden de adopción sea expedida. Normalmente se tarda de seis a doce meses para procesar una solicitud de adopción doméstica hasta la etapa en la que el Consejo de Adopción está satisfecho para realizar una orden de adopción.

Cuando la orden de adopción esté finalmente expedida, tendrás que presentarte ante el Consejo de Adopción y dar evidencia jurada de tu identidad e idoneidad. También se te dará información sobre cómo conseguir un nuevo certificado de nacimiento para el niño. El nuevo certificado de nacimiento estará disponible normalmente en la Oficina del Registro General Civil en cuatro semanas.

Cambios propuestos en la ley

En enero de 2005 se propuso una legislación para: ratificar la Convención de La Haya sobre la Protección del Menor, financiar la creación de una Autoridad de Adopción como la Autoridad Central requerida bajo los términos de la Convención para supervisar la implementación que afecta a las adopciones internacionales. Tratar los asuntos misceláneos con respecto a la adopción doméstica y la creación de un formulario nuevo especial de custodia.

La legislación, llamada Propuesta de ley de Adopción (Convención de la Haya, Autoridad de Adopción y miscelánea), no había sido publicada aún a finales del 2006.

¿Cómo solicitar una adopción?

Si tienes preguntas sobre la adopción en Irlanda, contacta a tu oficina local de la HSE o a una Sociedad de Adopciones Registradas.

The Adoption Board (El Consejo de Adopción)

Shelbourne House
Shelbourne Road
Dublin 4
Ireland
Tel: (01) 230 9300
Página web: www.adoptionboard.ie
Email: adoptioninfo@health.irlgov.ie

Acogimiento de menores

El acogimiento de menores consiste en cuidar del hijo de otra persona en tu propia casa. A menudo, algunos niños no pueden vivir con su familia. Esto podría ser por enfermedad en la familia, la muerte de un padre o madre, negligencia, abuso o violencia en la casa o por razones económicas como desempleo. En una situación ideal, el niño que ha sido colocado en acogida volverá a su propia familia lo antes posible. El cuidado de acogida en Irlanda está dirigido por la Ley de Cuidado del Menor (Child Care Act) de 1991 y el Cuidado del Menor (Colocación de los niños para Cuidado de Acogida) de 1995. Además, las Normas Nacionales de Acogimiento (National Standards for Foster Care) de 2003, asegura que las colocaciones en acogida sean adecuadamente respaldadas y que los niños en cuidado de acogida estén recibiendo el mejor cuidado posible. Actualmente hay unos 4.500 niños en acogida en Irlanda.

La HSE en Irlanda juzga, recluta y entrena a las familias de acogida de acuerdo con las necesidades de la zona. La HSE también coloca a los niños con familias de acogida que han sido reclutadas y entrenadas por agencias no oficiales. La HSE es responsable de cada niño en acogida pero el apoyo a la familia de acogida puede provenir de una agencia no oficial.

Cada niño en acogida tiene su propio asistente social que supervisa el crecimiento y desarrollo del niño y asegura que el bien del niño está siempre en mente para cada decisión. Cada familia de acogida tiene también su propio asistente social, que puede ayudar a evaluar la familia como idónea para acoger a menores y que apoyará a la familia durante la temporada de acogida. Una parte importante del papel del asistente social es desarrollar la relación entre el niño en acogida y la familia de acogida  y entre el niño en acogida y su propia familia.

Es importante tener en cuenta que el niño en acogida es diferente al niño en adopción porque el acogido siempre permanece como parte de su propia familia.

Bajo la Sección 4 de la Ley de Cuidado del Menor (Child Care Act) de 2007, los padres de acogida o los parientes que estén al cuidado del niño por un periodo continuado de al menos 5 años pueden solicitar una orden judicial. El consentimiento de la HSE es necesario y el consentimiento de los padres o tutores puede ser necesario.

La orden puede dar a los padres de acogida o a los parientes los mismos derechos que los padres tienen a la hora de tomar decisiones sobre sus hijos. En particular, podrán dar consentimiento para exámenes, tratamientos y evaluaciones médicos y psiquiátricos y firmar los formularios para la expedición de un pasaporte.

Los niños pueden ser colocados en cuidado de acogida de dos formas:

  • Voluntariamente, cuando un padre, madre o familia pide a la HSE ayuda y/o
  • Por orden judicial, cuando un jurado decide que es por el beneficio del niño que sea colocado bajo custodia de la HSE

Cuando un niño es colocado acogida, la HSE asigna la responsabilidad por el niño a un asistente social. Basado en las necesidades y circunstancias del niño, la HSE toma una decisión sobre qué tipo de acogimiento conviene más al niño. Hay tres tipos diferentes de acogida:

Acogimiento de día

Esto incluye a padres/cuidadores de acogida especialmente entrenados que proporcionan cuidados a un niño de forma diaria. El acogimiento de día ocurre en la casa del padre o madre de acogida y el niño vuelve a su propia casa cada noche. Este tipo de acogida le da a la propia familia del niño la oportunidad de ocuparse de las dificultades de cada día en cuanto surgen. El objetivo del acogimiento de día es que el niño pueda volver a su casa a tiempo completo..

Cuidado de acogida de corta temporada

Esto consiste en que un niño es acogido por una familia por un periodo corto (que puede ser desde una semana hasta algunos meses). El propósito es que el niño vuelva a su familia a tiempo completo al final del periodo de corta temporada. A veces, sin embargo, el niño puede permanecer en acogida por una temporada más larga.

Cuidado de acogida de larga temporada

Esto consiste en un niño que es acogido por una familia durante varios años y puede continuar hasta que el niño se convierta en adulto.

Acogimiento por un pariente

El acogimiento por un pariente ocurre cuando otro miembro de la familia se convierte en el padre o madre de acogida del niño. Por ejemplo, un abuelo, una tía, un tío, un hermano o hermana adultos, etc.

En esta situación, el pariente del niño es evaluado por la HSE en el mismo modo en que se evalúan otros padres de acogida.

Al decidir si el pariente puede ser el padre o madre de acogida del niño, la HSE decide qué es lo mejor para el niño. La evaluación también tendrá en cuenta las necesidades del niño y las habilidades, idoneidad, etc. del pariente para ser su padre o madre de acogida.

La familia del niño

Cuando un niño es colocado en acogida de forma diaria, por una corta temporada o por una larga temporada, mantener los enlaces con su propia familia es muy importante. Los padres del niño están involucrados lo más posible y son siempre informados sobre cómo le va al niño. El niño verá a su propia familia lo más posible e incluso, aunque viva  con otra familia (incluso durante una acogida de larga temporada), la identidad del niño y su nombre serán los suyos propios.

¿Quién puede convertirse en cuidador de acogida?

Cualquier persona o familia puede solicitar a la HSE una evaluación como padre o familia de acogida. No tienes que estar casado en Irlanda para ser padre de acogida. De hecho, podrías ser una persona soltera, una pareja sin casar o una pareja homosexual. Tienes que ser capaz de proporcionar alojamiento adecuado y apropiado para un niño en acogida. La HSE asigna a un asistente social para que realice la evaluación de idoneidad que incluye conocer a todos los miembros de la familia (particularmente a los padres de acogida) durante varios de meses. Las referencias, el certificado de antecedentes penales y los exámenes médicos serán necesarios como parte de este proceso.

Normas

La gente joven de hasta 18 años de edad puede ser acogida.

No hay una edad máxima límite para cuidadores de acogida. La decisión de colocar a un niño con un cuidador de acogida particular se basa en el niño y sus necesidades individuales y cada caso es juzgado individualmente.

Valores

La HSE paga una manutención básica a los padres y familias de acogida y ofrece unas fuertes estructuras de apoyo para ayudar al niño, al cuidador y a la familia durante la temporada de acogida. La HSE también proporciona un entrenamiento al cuidador o familia, un enlace continuo con asistentes sociales, seguro y tarjeta médica para el niño en acogida. El pago por prestaciones por los niños colocados en acogida son los siguientes, en efecto desde el 1 de enero de 2008:

Edad del niño         Pago semanal

Menor de 12 años       319€ por niño y semana

MAyor de 12 años      346€ por niño y semana

Después de acoger a un niño durante 6 meses puedes solicitar la obtención de una Prestación para el Niño (Child Benefit).

¿Cómo solicitar ser padre o familia de acogida?

Si estás interesado en acoger y te gustaría ofrecer a un niño un hogar, deberías contactar a tu oficina local de la HSE.

La Asociación de Cuidado de Acogida Irlandesa (Irish Foster Care Association) es una organización voluntaria que trabaja con la HSE para promover la acogida como la mejor opción para los niños que no pueden vivir con sus familias. La Asociación ofrece consejo, información y apoyo a los cuidadores de acogida y ha creado un paquete de información para aquellos interesados en acoger. Para más información y una copia del paquete de información, por favor contacta:

¿Dónde solicitar?
Irish Foster Care Association (Asociación de Cuidado de Acogida Irlandesa)

1st Floor
The Pharmacy
Mayfield Terrace
Ballinteer Road
Dublin 16
Ireland
Tel: +353 1 296 1083
Fax: +353 1 296 1078
Página web: www.ifca.ie
Email: info@ifca.ie